Ejército bicentenario, el mismo ayer, hoy y siempre

 

Se conmemoran, con inmenso orgullo, 198 años de entrega al pueblo colombiano del Ejército Nacional.

CORONEL PEDRO JAVIER ROJAS GUEVARA
Agregado Militar, Naval y Aéreo de la Embajada de Colombia ante la República Popular China

07 de agosto 2017

Se conmemoran, con inmenso orgullo y alegría, 198 años de servicio y entrega al pueblo colombiano del Ejército Nacional, el mismo Ejército bicentenario de Bolívar y Santander, de Caldas y Córdova, de Inocencio Chincá y Pedro Pascasio Martínez, aquel corajudo niño soldado que apresó al general español Barreiro y lo entregó al Libertador, no sin antes negarse a recibir un soborno ofrecido por el vencido oficial realista, en plena batalla de Boyacá.

Precisamente, aquel 7 de agosto de 1819, en los campos boyacenses regados por el río Teatinos, se consolidó el ‘momentum’ operacional de las tropas criollas, que, como bien lo señala la doctrina Damasco en el ‘Manual fundamental de estabilidad 3-07’, era el tiempo propicio para asestar el golpe decisivo al adversario; y así, todos juntos, soldados, armas, caballos y banderas, sellaron por siempre la lucha bravía de un pueblo que ansiaba tener libertad; este último, hermoso verso de nuestro himno a la bandera, que un día inolvidable de agosto batió sus pliegues, dándole honor y gloria a la naciente República.
La Fuerza Terrestre tuvo su génesis en 1810; aquel 23 de julio, después de firmada el Acta de la Revolución, se crea un batallón de voluntarios compuesto inicialmente por un grupo de caballería y una unidad de artillería, bajo el mando del aguerrido y brillante oficial de artillería alférez José María Cancino, quien llegó al grado de coronel, siendo uno de los pocos oficiales que participaron en la Campaña Libertadora desde su inicio hasta los últimos días de la guerra por la independencia, sin ningún intervalo, combatiendo en casi todo el territorio de la Nueva Granada al lado de Baraya y Nariño, entre otros próceres. Sin duda, Cancino fue uno de los grandes forjadores de nuestra institución.
Como lo refirió hace un año el director de este diario, doctor Roberto Pombo, durante la ceremonia de lanzamiento de la doctrina Damasco: “Nadie conoce este país mejor que sus militares, que lo llevan en la suela de sus botas hasta el último rincón de esta geografía tan abrupta, tan hermosa y tan difícil”. Y así es; somos los héroes de ayer, hoy y siempre, y avanzamos con pasos de victoria por todo el territorio nacional, dejando una huella indeleble de confianza y fe en la causa.
El 7 de agosto de todos los años, fecha conmemorativa de la batalla de Boyacá, se ha consagrado como el día oficial del Ejército Nacional de Colombia, mediante el decreto ley n.° 1461 de 1978, pues, en esa fecha del año 1819 nuestros próceres y soldados valientes, con el empleo legítimo de las armas, sellaron con su sangre la independencia absoluta de la patria.

Hoy somos un Ejército moderno, más interoperable, transparente, mejor entrenado, más educado, conocedor de su deber, respetuoso de los derechos humanos y del Derecho Internacional Humanitario, conectado con los colombianos y sus necesidades, capaz de comprender la evolución de las amenazas que ponen en riesgo la estabilidad del país; pero, sobre todo, con el absoluto convencimiento de que vamos en el camino correcto y de que nuestros líderes han tomado las riendas de la transformación con gran experticia y entusiasmo y con la persistencia en el empeño suficiente para construir una institución de marca superior que continúe en el corazón de todos los colombianos. “Patria, honor, lealtad”.

http://www.eltiempo.com/opinion/columnistas/pedro-javier-rojas-guevara/ejercito-bicentenario-el-mismo-ayer-hoy-y-siempre-117210

 

Dpto. Comunicaciones

Dpto. Comunicaciones2079 Posts

ACORE es la Asociación de Oficiales Retirados de las Fuerzas Militares. Nuestra misión está encaminada a velar por el bienestar de los Acorados y sus familias.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password