¡Venezuela ante la Corte Internacional de Justicia!

Por: Julio Londoño Paredes

 

Maduro acaba de sufrir con Guyana un descalabro parecido al que Nicaragua afrontó con Colombia. La Corte Internacional de Justicia dirá que el territorio que durante 63 años consideraba “en reclamación” no es venezolano.

En 1899 un tribunal arbitral escogido por Venezuela y el Reino Unido, profirió un fallo estableciendo la frontera terrestre entre Venezuela y la Guayana Británica. Venezuela en 1962, después de 63 años de haber acatado el fallo, desconoció la frontera establecida aduciendo que la sentencia era “nula e inválida”.

Los mismos términos utilizados por el gobierno sandinista de Nicaragua en 1980 cuando manifestó contra toda evidencia que el archipiélago de San Andres le pertenecía y que el tratado Esguerra-Bárcenas de 1928 concertado con Colombia 52 años atrás era “nulo e inválido”.

En 1966, pocas semanas antes de la independencia de la Guayana, se concertó un acuerdo entre Venezuela y el Reino Unido mediante el cual se sometía el diferendo a un procedimiento de negociación directa, que incluía una cláusula según la cual, a falta de acuerdo, el Secretario General de Naciones Unidas decidiría el procedimiento de solución pacífica establecido para resolver la controversia. Guayana al acceder a la independencia, heredó la controversia. Al Secretario General se le pidió posteriormente que actuara como mediador.

El pasado 30 de enero de 2018, después de décadas de infructuosos esfuerzos para propiciar un acuerdo, el actual Secretario General de Naciones Unidas, Antonio Guterres, de conformidad con lo establecido en el acuerdo de Ginebra y ante la sorpresa de Venezuela, puso la controversia a consideración de la Corte Internacional de Justicia.

Guyana manifestó su disposición a someterse a la Corte, no así Venezuela. El pasado 18 de Julio la inefable vicepresidenta venezolana notificó al presidente de la Corte, que el tribunal no tenía jurisdicción y que por consiguiente su país no participaría en el proceso. Entregó igualmente una carta de Maduro en la que hacía la misma manifestación.

La Corte señaló que, existiendo una diferencia sobre su competencia, este debía ser resuelto previamente. Sin embargo, como Venezuela no manifestó que formalmente objetaría la competencia del tribunal mediante excepciones preliminares, la Corte se limitó a fijar fechas para la presentación de los alegatos sobre el fondo, dejando abierta la puerta para que Venezuela formulara las excepciones.

Si Venezuela no comparece, Guyana podrá pedir que se falle a su favor, lo que sin duda hará la Corte, dando un respaldo definitivo a los derechos guyaneses.

El caso tiene cierta similitud al de Colombia con Nicaragua, en el que ésta, aún después del tratado de 1928, consideró el archipiélago de San Andrés era parte de su territorio. En los fallos de 2007 y 2012, la Corte respaldó la pertenencia a Colombia del archipiélago de San Andrés y afirmó la validez del tratado de 1928. Declaró además que los siete cayos que Nicaragua disputaba eran de Colombia, incluyendo el de Quitasueño, que Estados Unidos además de Nicaragua, había afirmado que no pertenecía a nuestro país. Igualmente expresó que los cayos de Serranilla y Bajo Nuevo, que eran disputados además de Nicaragua, por los Estados Unidos, Honduras y Jamaica, eran colombianos.

Venezuela preocupada porque el diferendo sobre la delimitación marítima en el golfo de Venezuela pudiera ser llevado por Colombia ante la Corte, como política de estado ha rechazado, el arbitraje o el arreglo judicial.

¡Como son las cosas! Se ha iniciado la inexorable marcha de un procedimiento que seguramente conducirá a que el más alto tribunal del mundo resuelva, sin la presencia venezolana, que el territorio que Venezuela denominaba “en reclamación” -las dos terceras partes de Guyana- es de Guyana.

Otro desastre para Maduro. Menos mal que le queda la distracción con Colombia, ya que seguramente no invadirá la otra tercera parte del territorio guyanés.

 

https://www.semana.com/opinion/articulo/venezuela-va-ante-la-corte-internacional-de-justicia-por-julio-londono/576918

 

Dpto. Comunicaciones

Dpto. Comunicaciones2486 Posts

ACORE es la Asociación de Oficiales Retirados de las Fuerzas Militares. Nuestra misión está encaminada a velar por el bienestar de los Acorados y sus familias.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password