El compromiso del sector privado para rendir honores a los héroes del país

Descuentos, promociones y actividades diseñadas exclusivamente para los Veteranos de la Fuerza Pública, así como generación de empleo y apoyo a los proyectos de emprendimiento son algunos de los aportes del sector productivo a la Ley del Veterano que se discute en el Congreso de la República.

 

Por:    Juan Esteban Orrego Calle
Director Ejecutivo de Fenalco Bogotá-Cundinamarca

Ellos son héroes. Los veteranos de las Fuerzas Militares y de Policía han sobrepuesto su familia, su estabilidad emocional y ante todo su vida para defender a la Nación en combates internos como el de las seis décadas de guerra contra las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc) o conflictos internacionales como la Guerra de Corea o contra Perú.

Cuando estos hombres regresan o terminan su vida militar adquieren ciertos beneficios como la cobertura en el sistema de salud de las Fuerzas Militares y de Policía, un auxilio económico (sueldo o pensión), y en caso de que hayan sufrido alguna discapacidad, tienen atención integral en el centro de rehabilitación inclusiva en Bogotá[1].

Sin embargo, la sociedad está en mora de reconocer su esfuerzo y brindar mayores oportunidades que permitan mejorar su calidad de vida y la de su núcleo familiar. Muchos de ellos aún en edad laboralmente activa, terminan engrosando la lista de desempleados en el país, que según cifras del Dane para septiembre de este año fue de alrededor de 2.378.000 ciudadanos[2]. Oportunidades de vivienda, educación y proyectos para reforzar emprendimientos que aumente su poder adquisitivo son necesarios y urgentes para reconocer a los héroes del país.

El Proyecto de Ley de Veteranos, que cursa en el Congreso de la República, es el primer paso para que la sociedad enaltezca de diversas maneras la entrega, sacrificio y compromiso de los integrantes retirados de la Fuerza Pública. Este Proyecto contempla, entre otras cosas, beneficios sociales como la creación de “Hogares del Veterano”; beneficios académicos en educación superior técnica, tecnológica y profesional para ellos y sus hijos; y quizás el aspecto más relevante y significativo es la creación del Día del Veterano, como día cívico para el 30 de agosto (fecha en que se proclama la constitución de Cúcuta de 1821 y oficialmente se crean las Fuerzas armadas de la Gran Colombia)[3].

 

El día de los héroes

En caso de aprobarse el Día del Veterano, sería la fecha para rendir honores públicos y para que todo el país enaltezca a estos hombres. Sin duda, el sector privado y en especial el productivo debe volcarse hacia este día, para que cada 30 de agosto los Veteranos de las Fuerzas Militares y Policía sientan un trato diferencial y exclusivo.

Descuentos y planes diseñados para sus necesidades y gustos deben estar a la merced de estos hombres y de sus familias. Por supuesto, es un arduo trabajo que inicia en el Estado convocando a los diferentes sectores para establecer relaciones directas con los gremios y éstos a su vez convoquen a los empresarios a unirse a la campaña.

Una mirada hacia atrás demuestra que han existido experiencias exitosas que deben ser replicadas. En 2012, Fenalco Bogotá-Cundinamarca estableció una relación con las Fuerzas Militares para difundir la Campaña del Valor Nacional, en la que 25 centros comerciales de la ciudad y cientos de grandes marcas rindieron homenaje a la labor de los soldados, policías y sus familias, con descuentos exclusivos. Si bien la campaña estuvo pensada en los integrantes de la Fuerza Pública, los habitantes de Bogotá tuvieron la oportunidad de disfrutar, durante tres días, de las diferentes exhibiciones de uniformes, armamentos y demás elementos característicos de las cuatro Fuerzas, como atractivo para incentivar la visita de la comunidad a las zonas y centros comerciales.

El comercio, con el debido acompañamiento del sector público, estará dispuesto a fomentar espacios en los que los ciudadanos podrán estar cerca de quienes defendieron la patria, conociendo sus historias y agradeciendo personalmente el valor y esfuerzo de esos hombres. Todo iría aunado a una estrategia de reconocimiento de la sociedad civil hacia nuestros veteranos y de la cual gremios como Fenalco sería un aliado estratégico.

Por el emprendimiento y una vida laboral

El Proyecto de Ley incluye, en palabras del ex ministro de Defensa Luis Carlos Villegas, quien lo presentó al Congreso a principio del 2018, el acceso a “nuevas oportunidades laborales a través de diversos proyectos en los que se promueva el empleo y el emprendimiento; todo esto contará con el apoyo del Ministerio de Trabajo”[4].

Frente a ese panorama lo más conveniente es crear sinergias entre el sector público y privado para impulsar la formación empresarial dirigida los Veteranos, ya sea en el ámbito gerencial u operativo, que vaya acorde a la realidad económica del país y sobre todo a sus conocimientos adquiridos durante el servicio militar. Una vez realizada dicha labor es factible generar empleos para estos hombres y así involucrarlos activamente al sector productivo, abriendo su capacidad adquisitiva.

Los militares y policías en uso de buen retiro, en condición discapacidad y los reservistas de honor[5]deben sentir la gratitud de la sociedad reflejada en hechos reales y concretos como los expuestos en este texto. Es así como el sector privado se convertirá en el mejor aliado para que las distinciones y honores a los veteranos del país traspalen eventos públicos de índole ministerial o de altos rangos y lleguen al día día de la sociedad, para que el ciudadano de a pie pueda verlos cercanos, le puedan agradecer personalmente y los dignifique por su sacrifico. Porque finalmente fue por ese ciudadano que estos hombres dejaron su familia, dejaron su vida y se convirtieron en héroes.

 [1]Información Ministerio de Defensa Nacional, octubre 2018.
[2]Gran encuesta integrada de hogares (GEIH) Mercado laboral. Departamento Administrativo Nacional de Estadística – DANE. https://www.dane.gov.co/index.php/estadisticas-por-tema/mercado-laboral/empleo-y-desempleo.
[3]CABAL, María Fernanda. Proyecto de Ley Número 240 de 2018 Cámara. Gaceta del Congreso. Abril del 2018. http://www.imprenta.gov.co/documents/10280/3796703/g196.pdf/11073615-41bf-4769-9461-15e81e0e44ee
[4]Entrevista Nuevo Siglo. Febrero 2018
[5]Considerarse reservistas de honor los soldados, grumetes o infantes de las fuerzas militares y agentes auxiliares de la policía nacional, heridos en combate o como consecuencia de la acción del enemigo y que hayan perdido el 25% o más de su capacidad sicofísica, o a quienes se les haya otorgado la orden de Boyacá por acciones distinguidas de valor o heroísmo, la orden militar de san mateo o la medalla de servicios en guerra internacional o la medalla de servicios distinguidos en orden público o su equivalente en la policía nacional por acciones distinguidas de valor, los cuales gozarán de los derechos y beneficios que señalen las disposiciones vigentes sobre la materia.

 

articulo publicado en la revista de ACORE de noviembre de 2018, edición 129

Dpto. Comunicaciones

Dpto. Comunicaciones2639 Posts

ACORE es la Asociación de Oficiales Retirados de las Fuerzas Militares. Nuestra misión está encaminada a velar por el bienestar de los Acorados y sus familias.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password